La torta de albañil es un platillo simple, sus ingredientes por separado son comunes sin embargo juntos crean un sabor único que solo en nuestro estado se puede saborear.

Marco Mojarro, experto en el delicioso platillo, nos platica como después de viajar por dos años alrededor del mundo, nunca dejó de extrañar la comida mexicana y sobre todo, las tortas de albañil. Su regreso estuvo acompañado de un espíritu emprendedor que lo llevó a iniciar su proyecto llamado Las Tortas de Albañil.

¿Qué llevan?

Un bolillo hidrocálido, la estrella.

Crema ranchera

Jamón

Cuerito de puerco

Chile jalapeño picosito, jugoso y crujiente.

Por último, una pizca de sal.

A la fecha el 100% de los productos son hidrocálidos y se fabrican aquí mismo y estamos muy orgullos de contribuir en ello.

¡La Torta de Albañil  tiene su chiste! Y la manera de comerla es la siguiente:

  1. Con una mano sujeta la torta.
  2. Con la otra toma el chile jalapeño por el rabito. 
  3. Dale una buena mordida al jalapeño cuidando que todo el vinagre caiga dentro de la torta y se mezcle con los otros ingredientes
  4. ¡Acábatela completita! Es deliciosa