Luis Rodrigo Reynoso

¿Eres cirujano plástico por vocación?

La verdad es que llegue a la cirugía plástica un poco por gusto o  afinidad y otra por diosidencia. En el momento de elegir mi carrera en los test de orientación vocacional, las carreras que más gustaban eran medicina, arquitectura y diseño  y en mi mente de aquel entonces dije bueno algo que pueda hacer que las tres se unan, pues cirugía plástica, tanto en lo reconstructivo como en lo estético, tiene un poco de medicina, tiene un poco de arquitectura y un mucho más de diseño.

¿Cómo ha sido el camino para llegar a la cirugía plástica?

El camino para llegar a la cirugía plástica ha sido largo, en total fueron 15 años de entrenamiento, actualmente tenemos ya dos años y medio en la práctica privada.

Aspectos de tu profesión que te proporcione mayor satisfacción.

Siempre he considerado que la cirugía plástica en el tema de lo reconstructivo es el alimento y la medicina para el alma.

Y en el tema de la cirugía plástica estética, considero que es esa oportunidad que se me brinda de exaltar mi espíritu creativo y artístico, considerando al cuerpo, uno, como un entidad sagrada, un santuario, pero al mismo tiempo viene a ser un canvas que me permite expresar y lograr realmente que tanto las expectativas como las necesidades del paciente puedan convertirse en una realidad palpable.

La elección de tus especialidades quirúrgicas…

Tengo dos especialidades, una es cirugía general y laparoscopía y la otra cirugía plástica reconstructiva y estética, y siempre fue de la mano todo mi entrenamiento y sigue siendo la actualización parte de mi filosofía , tratando de brindarle a Aguascalientes , que es mi estado natal, servicios en el tema de la cirugía plástica reconstructiva y estética de calidad y calidez, de ahí el hecho de que haya realizado parte de  mi entrenamiento en los más grandes centros quirúrgicos de Turquía, China, Emiratos Árabes, España, Brasil, Perú, EUA, todo como parte de mi formación, y bueno he tenido también la oportunidad de compartir quirófano en Guatemala , Colombia ,prácticamente en cada lugar al que me paro, me gusta siempre buscar el tratar de hacer comparativa entre las diferentes técnicas, las diferentes pieles y requerimientos de los pacientes.

 ¿Qué operaciones y tratamiento realizas?

Desde el punto de vista reconstructivo, cirugías de labio y paladar hendido y todas sus secuelas, la cirugía por reconstrucción de cáncer de mama, cirugías para defectos congénitos y cirugías de reconstrucción de mano  por  accidentes laborales o accidentes cotidianos.

 Y desde el punto de vista estético, bueno pues va , desde aumento , reducción, levantamiento de mamas, abdominoplastía, liposucción, lipotransferencia, lipoescultura, cirugía de párpados, cirugía de cara e igualmente tratamientos no quirúrgicos desde faciales, limpiezas, el tratamiento e hidratación de la piel, aminorar las líneas de expresión, disminuir surcos o arrugas demasiado profundas, peelings, vaya todo lo que conlleve a la estética, tanto en hombres como en mujeres.

¿Has hecho o haces alguna labor social?

Es un tema acomplejo, siempre he tenido un profundo deseo por ayudar  y muchas veces esto me ha llevado a aprender precisamente grandes lecciones , dentro de ellas, he participado en muchas campañas y fundaciones en el tema de la cirugía reconstructiva, tenemos de hecho un convenio, varios especialistas aquí en Aguascalientes, en donde realizamos cirugías totalmente gratuitas para esas personas que se ven en la necesidad de alguno de estos tratamientos. Pero yo creo que mi más grande labor social  y una de mis más grandes lecciones en la vida, fue cuando decidimos mi esposa y yo irnos a vivir a África, específicamente a Etiopía. Tuve la oportunidad allá de estar trabajando con un cirujano plástico en temas de cirugía plástica reconstructiva, estuvimos viviendo en ese contienen 6 meses de los cuales 4 meses y medio estuve trabajando totalmente de voluntario en el tema de las cirugías reconstructivas, haciendo un poquito de deformidades congénitas, como labio, paladar hendido, traumatismos en mano , cáncer de mama y su reconstrucción , accidentes laborales  e incluso iniciar un poquito de lo que es el camino de la  cirugía estética en ese país. Podría decir que esa ha sido una de mis grandes labores sociales, y más de lo que pudimos haber entregado Anahí y yo en esa experiencia yo creo que es lo que nos llevamos, lecciones que van a ser realmente incalculables el valor que nos deje.