Seguramente has escuchado hablar sobre el programa Shark Tank o negociando con tiburones, en donde claramente es una súper oportunidad para los emprendedores ya que podrían obtener en sus negocios a un gran inversionista.

El programa consiste en un grupo de inversionistas que escuchan, cuestionan y al final, invierten en proyectos de empresas emergentes.

Los participantes exponen su idea de negocio, con el objetivo de salir del foro con la posibilidad de ver la materialización de una inversión en su emprendimiento.

Hoy por hoy los productores y los tiburones están convencidos de que el emprendimiento también ha conquistado la televisión y al mismo tiempo, la televisión se ha convertido en cuna de negocios con alto potencial.

El éxito del show es que la gente que ve el programa se inspira y crea una oportunidad de convertirse en un empresario, incluso a niños les encanta la idea de tener una empresa y ganar dinero. 

Lo cierto sobre el emprendimiento es que no hay un ‘balance de vida’, ya que los emprendedores probablemente sufran un poco en la construcción de sus negocios. Pero como todo esfuerzo tiene una  gran recompensa,  y comienzas a ver crecer tu idea.

Para lograr convencer a un inversionista debes:

•          Tener la habilidad de explicar tu idea de manera breve.

•          Los inversionistas deben tener claro que tú eres la persona indicada para tener ese negocio.

•          Manejo perfecto de los números.

Así que si estás buscando a un súper inversionista no pierdas la oportunidad de inscribirte en este programa.