Un viaje puede ser una experiencia única y transformadora cuando nos encontramos en una etapa difícil o simplemente cuando buscamos sanarnos, revitalizarnos  y encontrarnos a nosotros mismos.

Te compartimos tres destinos para recargárte de energía positiva este inicio de año, tomarte un momento para conectar mente y cuerpo, crecer como persona y motivarte para superar esas barreras o miedos que te frenan.

India

Rashikeshi

Conocida como “La puerta al Himalaya” esta es una ciudad sagrada en la India, considerada la cuna de yoga y el epicentro de la meditación.

La espiritualidad en esta localidad es parte de su vida y aunque no seas un yogui, este lugar te invita a calmar tu mente, tu cuerpo y tu espíritu.

Rashikeshi está rodeado de montañas y lo cruza un rio sagrado, lo que le da unas vistas increíbles,  además aquí se encuentran unos de los complejos más grandes de Ashrams (retiros espirituales), como Marmarth Niketan uno de los más auténticos o el más elegante Yog Niketan, que cuenta con lujosas vistas al río.

México

Mazunte

Este pequeño pueblo se encuentra sobre la costa del Pacífico en Oaxaca, aquí se realiza un conocido retiro de silencio en una escuela llamada Hridaya.

En este retiro practicas meditaciones diarias, clases y cursos de yoga, meditación en silencio y prácticas de conciencia en la vida diaria.

Aquí recibiras un intenso apoyo espiritual. No requieres experiencia previa en meditación ni en yoga, ya que está diseñado para meditadores novatos como avanzados.

Perú

Machu Picchu

Si buscas un lugar donde recargar energía, sin duda el sitio ideal es la impresionante ciudad arqueológica ubicada en Perú, que se encuentra en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco desde 1983, bajo la denominación Santuario histórico de Machu Picchu. Su sorprendente carga energética, que quien ya ha estado ahí asegura que con solo tocar sus piedras sientes dicha vibra, lo han hecho acreedor del título de maravilla del mundo.